martes, 2 de octubre de 2007

Chico conoce chica (por internet) 1

Durante dos meses mantienen una relación casi diaria por el chat. Él disfruta con ella, con su desparpajo de palabras, su ironía y el descaro con que le trata. Ella es de Argentina, estudia la carrera de leyes y él tiene diez años más, cerca de los cuarenta y está en el paro. Intercambian unas fotografías. Las de ella son bastante más sensuales y él se limita a sonreír a cámara. Él esconde esta aventura, porque no quiere terminar aún con su novia. En realidad mantiene una relación de puerta batiente desde hace meses. Pero a él ya todo le da igual y solamente cree que merece la pena vivir así, entregado a la pasión y a la aventura. Piensa: ¿Quién me obliga a mantener algo que me frustra?

Un lunes del pasado mes de agosto la conversación del chat se calienta y ambos deciden organzar un viaje. Ella le dice que puede viajar desde Argentina y pasar quince días con él, pero que no tiene dinero. Él le dice que hará todo lo posible por conseguirlo. Hablan por teléfono y precipitan el viaje. "Esta misma semana". "Sí, el sábado". Él le pide un préstamo a un amigo y envía una cantidad importante a Buenos Aires. Ella lo recoge y saca el billete. Después le envía una copia digital para darle los detalles del vuelo. En alguna ocasión bromean con la posibilidad de que ella le time. Pero es tanta la complicidad conseguida, piensa él, que parece imposible.
-----
Actualización (10.53): Gracias por los avisos, queridos lectores.

11 comentarios:

Ander Izagirre dijo...

"Relación de puerta batiente". Ole.

(Si "ella es Argentina", abarca 2,78 millones de kilómetros cuadrados. Ole y ole).

Nahum dijo...

Y "estudia derecho" y no del revés...

Picajoso, Ander, picajoso.

Con lo bien que está la intriga del cazador cazado...

J. dijo...

No fiarse. La chica podría llamarse Manolo, por ejemplo. Es tan fácil inventarse una vida apócrifa en internet.

mòmo dijo...

...y ser de Pozuelo de Alarcón.

Ander Izagirre dijo...

¡Lo mío eran elogios!

Ander Izagirre dijo...

Qué nerrrrvios, Miguel, he visto en el bloglines que habías actualizado el blog y he entrado corriendo a ver si la argentina era argentino, si la argentina se acaba liando con la novia del tipo, si el tipo soy yo o qué...

Marta dijo...

Suena la mar de peligrosssssso todo esto pero como pone "1", esperamos el desenlace en un próximo "2". Como dice Ander, ¡¡qué nervios!!

mikto kuai dijo...

Esto me huele mal, soy tan desconfiado? (o más bien: me hice tan desconfiado?) Y como la propia etiqueta del post reza: sospecho.

Walter Kung Fu dijo...

mikto kuai, hay ocasiones en las que uno se tiene que dejar llevar, así que suerte Sintomático. Una vez fui yo el que se desplazó, algo más cerca, y ... bien gracias.

sintomático dijo...

¡Ojo! No estoy escribiendo sobre algo que me ha pasado a mí, lo digo en serio, no es un recurso.

Sí es una historia real, pero que le ha pasado a un amigo, a quien no le importa que lo cuente, siempre que preserve su intimidad.

Yo nunca me enamoraría por chat (creo) y, menos aun, enviaría el dinero que no tengo.

J. dijo...

Bueno, sintomático, que tu eres muy majete. Cuídate de chats. Argentina entera por tus huesos, imagínate el desastre migratorio, qué trajín, qué lío aéreo.

=P

Estamos que mordemos. Esperamos noticias 2.

abrazote